viernes, 12 de febrero de 2010

Albercas de la Puerta de Almodóvar


Junto a la Puerta de Almodóvar, conocida antes de la reconquista como Puerta del nogal (Bab-Al-Yawz), nacimos muchos cordobeses del siglo XX.

Cualquier hermoso día, o bella noche, de los tan frecuentes en Córdoba, podemos acompañar a la muralla, desde la estatua del romano Séneca hasta la del musulmán Averroes, y recorrer un milenio de nuestra historia ... dejándonos llevar por el susurro del agua...


 
"Quisiera que mi vida
se cayera en la muerte,
como ese chorro alto de agua bella
en el agua tendida matinal;
ondulado, brillante, sensual, alegre,
con todo el mundo diluído en él,
en gracia nítida y feliz."

Juan Ramón Jiménez


6 comentarios:

Montse dijo...

¡Qué hermoso lo que has dicho, Pilar!, si esas aguas hablaran nos podrían contar toda la historia, a su manera claro, pero seguro que sería sorprendente.

Mil besos.

Jose Antonio San Millan Cobo dijo...

Hola Pilar, hoy nos has traido un paseo precioso, de la Ciudad de Cordoba, aun recuerdo pasear junto a ese hermoso canal en la primavera pasada, y charlar, con uno de los grandes, del pasado, el señor Seneca, del que bien dices tiene una bonita estatua junto a una de las puetas de la muralla.

que recuerdos!!!

Un saludo

Ramuol dijo...

Pues yo no recuerdo ese lugar, igual no lo visité, pero es que sólo estuve en Córdoba poco más de un día... Bonitas palabras Pilar!!
Un abrazo

Pilar dijo...

muchas gracias, Montse¡¡
Córdoba es una ciudad que sin duda encierra muchas historias... que no podemos leer en los libros... y nos tenemos que conformar con sentirlas - que no es poco - en estos lugares mágicos, como aquí, al pie de la muralla.
Mil y un besos

Pilar dijo...

Sí que te recuerdas bien, José Antonio¡¡
me alegra de que te llevaras de mi tierra tan gratas imágenes para siempre, y seguro que también hiciste buenas fotos¡¡
un abrazo.

Pilar dijo...

muchas gracias, Ramuol¡¡
no me extraña que no lo vieras, el lugar queda un poco detrás: detrás de la muralla, detrás del Hospital de la Cruz Roja, detrás de la avenida Conde Vallellano, a 3 minutos de la Mezquita, pero detrás...
y eso le aumenta su encanto¡¡
y es que Córdoba tiene muchísimos lugares detrás: "recónditos" o "rescondidos" que también dice la gente, jajaja¡¡
lugares para disfrutar de la ciudad.
tendrás que venir con más tiempo¡¡
saludos